pequeña ofrenda para nuestro presente

Te dedico silencio
creerás que es poco, mas es todo lo que tengo de valor
lo demás, lo aparto… lo intentaré
te engañaría si esta vez te obsequio cosa distinta,
no osaría a estas alturas interponerme entre tú y Dios, el Gran Espíritu,
pues en mucho estaría equivocándonos.

Te deseo lo mejor.
Ese exquisito disfrute que bulle desde lo profundo
esa… ¿fragancia?…
esa cosquilla cariñosa con el misterio
ojalá así te sea concedido… (Oh Alá: Dios quiera)

Te concedo liberación.
Al menos así sea de mi parte
al no pretender más de ti que tu propia Libertad
Sea ella quien te lleve por sus paisajes
y nunca otra enajenada como ajena idea.

… compartimos el paso, sin siquiera cuestionarlo.
Vamos abrasados por la esencia de este milagro que es la Vida.
La ofrenda se haga Presente.
Para el bien mayor de todas nuestras relaciones.

∴ Paz, Amor y Realización a todos los Seres

Guardar

No Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *