atención

La vida te seguirá molestando
hasta que pongas tu atención en lo verdadero y trascendente de ella.
Cuida a qué es lo que le ‘prestas’ tu atención,
pues puede que aún no se te haya regresado.

Ve por donde la libertad se señala
– practica atender menos las pantallas –
Despliega las alas de tu percepción
y encumbra tu consciencia al Cielo que te permitas vislumbrar.
Ve con paso lucido entre las sombras que proyecta cada forma.

Todo es posible, e ahí nuestro poder cocreador…
ahora bien, vele cada quien por la Vida
– salud y libertad en Amor –
que fortalece con su atención
(pensamiento-palabra-acción).

Debes saber que cada cuerpo/manifestación tiene su alimento,
cada manifestación en la realidad toma su energía de algún lugar en que haya correspondencia.
Retira la gula que sostiene realidades ingratas…
ayuna tu atención y deja que la naturaleza,
en su justo tiempo…. en Paz,
proCure la sanación que corresponda.

Navega la sustancia que anima la totalidad
y descansa el corazón en las posibilidades de mayor Paz y bienEstar.

Persevera en el intento
… nada en este mundo podrá compensar
el intenso anhelo humano de manifestar su integridad Espiritual,
mas, reconoce las bendiciones de trascendencia
que se recubren de cada forma perecedera
con actitud humilde y agradecida,
sin conceder más de lo que amerita,
pues somos más que las anecdóticas circunstancias y vehículos con que se nos señala la experiencia.
No te apegues (sobre identifiques)
a las carcazas con que el Espíritu nos viene a conversar
… a recordar…

Despierta tu atención… y que tu Juego Sagrado sea amable,
pues es para el bien de todos que conJuguemos nuestra más alta realización en las dimensiones en que nos pillamos compartiendo.

namaskar

No Comments

}i{

«”Se supone que un hombre tiene la verdad” (Upanishads). Él está intelectualmente en paz. Todo lo que falta es realizarla. Entonces las voces gradualmente morirán en el silencio. Cada hombre necesita sólo sentarse intrépidamente recto sobre su piel de ciervo y concebir a Dios como nuestra madre eterna, que está siempre dispuesta a otorgarnos el inapreciable don de la sabiduría divina, si sólo retiramos nuestra mirada de los objetos borrosos del mundo.»
— La Voz de Babaji: Misticismo Revelado

No Comments